Diálogo sobre valores con Vidal Schmill

Vidal Schmill es un pedagogo especialista en la familia y su enfoque se ocupa de manera particular de los valores, es decir que su propuesta encuentra en ellos su cimiento. En el pasado ha colaborado con Mejor en Familia y en Foro TV, así pues, encaminamos nuestra curiosidad hacia su oficina, allende el rumbo del parque La bombilla; lugar tristemente célebre debido al magnicidio de Álvaro Obregón.

La oficina de Escuela para padres, su empresa, es un departamento pequeño y acogedor, uno de esos lugares cálidos donde se siente la vida. Ordenado, con una cantidad grande de libros pero sin salirse de control, el librero frente al sillón de la sala de espera muestra buena parte del catálogo de la editorial, llamaron nuestra atención los títulos de Tony Buzan y, por supuesto, el best seller de Vidal: Disciplina inteligente. No hubo necesidad de esperar, en punto de las 16:30 llegó nuestro anfitrión, quien tiene un trato en perfecta correspondencia con su amable semblante.

Después de las presentaciones pertinentes y el consabido autógrafo en el libro estrella, comenzamos un diálogo muy interesante acerca de los valores.

 

A continuación transcribimos algunos momentos de este diálogo entre Fundación Televisa y Vidal Schmill:

Fundación Televisa- De manera concreta, ¿cómo podemos darnos cuenta qué es un valor y qué no?

Vidal Schmill- Mira, si te auxilia para jerarquizar, decidir, evaluar y corregir tu comportamiento, entonces es un valor. Hay quienes confunden actitudes, conductas, habilidades y principios con los valores. Por ejemplo, la Vida, la Libertad son Principios, pues a partir de ellos puedo aplicar los valores. Sin estos principios no puede haber valores que aplicar. Los principios permiten la práctica de los valores.

Muchas veces el problema con la transmisión de los valores o con la “Pedagogía de los Valores” es que se quieren incluir tantos que se genera un listado  enorme, tan extenso que se vuelven algo inaplicable y lejano para los niños o adolescentes a quienes deseamos fomentárselos. Además, me gustaría conocer al ser humano capaz de aplicar en su vida cotidiana tal listado de valores y virtudes. De hecho, mi propuesta es, haciendo una analogía con los colores primarios, reducir a tres la lista de valores primarios: respeto, responsabilidad y honestidad. Con éstos y su práctica en diversos ámbitos o campos de la vida de cada quien, podrás tener más posibilidades de éxito en esta transmisión de valores a los menores. “Menos, es más” es una máxima que en este campo indica: “mientras te enfoques a sólo valores primarios, incrementarás tus posibilidades de comprensión de los mismos” Si logramos trabajar en estos tres de manera integral habremos logrado mucho.

F.T.- ¿Puede haber alguien que carezca por completo de valores?

V.S.- No, incluso el criminal más abominable, quien ha realizado algo en verdad destructivo para la sociedad o para los demás tiene un marco de valores, en ese entorno en el que ha sido formado ha aprendido a apreciar algunas cosas y otras no. Ahora bien, ese marco puede ser muy distinto al de otra persona pero aun así tiene valores. La valoración de los correcto o incorrecto de nuestros actos es una característica típicamene humana.

F.T.- ¿Es posible, con una formación en un marco de valores pernicioso que alguien, pueda modificar su conducta por otra más constructiva? ¿Se puede dar cuenta?

V.S.- Es muy difícil, sobre todo si no hay alguien que venga a lanzarle una cuerda, si no hay nada a lo que pueda asirse será muy complicado. Y ahí es justamente en donde los medios de comunicación se insertan y juegan un papel de corresponsabilidad porque muchas veces lo único que tiene un chavo para asirse es la televisión. Por supuesto no digo que sea por completo culpa de la televisión o los medios masivos de comunicación, pero es innegable su papel central en muchos casos.

 

Como complemento, dejamos a su consideración un video para la Comisión Federal de Electricidad en el cual Vidal Schmill habla sobre algunos aspectos del tema que nos ocupa en este diálogo: Los valores y calidad de vida.

 

Conoce más artículos de Vidal Schmill en www.mejorenfamilia.org

¡Compártelo!

Articulos Relacionados

Mother scolds her son

Digamos No sin sentir culpa, Valores 2016

La reflexión de las razones por las que sentimos o no culpabilidad cuando decimos que No, nos puede liberar de lastres innecesarios.

2016_01_28-MdV-Responsabilidad-Acciones-5-y-6-1

Actividades de responsabilidad para 5° y 6° de primaria

La escuela ha de ser un centro educativo para la responsabilidad, y el maestro un guía firme en esa misión con estrategias sencillas y un ejemplo permanente. ¡Conoce aquí las actividades!