La venda y la balanza de la justicia
2014_11_25-PcV-Balance-Valores-Interna

¿Te imaginas cómo sería la vida en sociedad sin el valor de la justicia?

En un mundo donde todos tenemos derechos y obligaciones, la justicia es indispensable para darle a cada quién lo que le corresponde. En ella se engloban algunos de los aspectos más importantes para el desarrollo de la vida personal, como las garantías de ser libre, mantener la salud y la integridad del cuerpo o recibir educación y alimentos, entre otras. Su otra función consisten en impulsar la civilidad; es decir, lograr que por sí mismas (sin la mediación de jueces o tribunales) las personas respeten mutuamente sus derechos: que nadie se apropie de bienes ajenos, que nadie lastime a los demás, que los padres se hagan responsables de sus hijos pequeños y que los hijos adultos protejan a sus padres ancianos. Cuando estos derechos no se respetan corresponde al gobierno del país impartir justicia, imponiendo castigos a quienes no se ajustan a las leyes y normas de convivencia y obligándolos a reparar el daño que hicieron. La misión no es sencilla: los jueces deben ser imparciales y llegar a una decisión respetuosa para las dos partes, pues con ello están poniendo un ejemplo para la sociedad. Por eso el símbolo de la justicia es una mujer que lleva los ojos vendados (no da preferencia a nadie), en una mano porta una balanza que simboliza el equilibrio en sus decisiones y en la otra, una espada que representa la decisión de defenderlas. Lograr ese balance imparcial es el ideal de un gobierno democrático.  

Conversa con nosotros sobre el valor del mes de diciembre: La Justicia, en las redes sociales de Fundación Televisa en @fundtelevisa y en www.facebook.com/fundaciontelevisa.tieneselvalor