Rafa Muñoz habla sobre la Justicia
Esta vez, la conversación con Rafael Muñoz Saldaña, autor de la serie de libros Vivir los Valores, de Fundación Televisa, giró en torno a un valor muchas veces polémico: la Justicia; y sobre vaerios aspectos de ella le preguntamos, por ejemplo, la enorme variedad de conceptos dentro de ésta palabra: “Es interesante la variedad de usos del mismo término porque, superficialmente, hacen pensar que son muy descoordinados entre sí y que su significado varía entre contextos. Pero si reduces a su definición más simple y más limpia el concepto de justicia, vas a comprender porque se aplica en tantas situaciones: la justicia es simplemente dar a cada quien lo que le corresponde. Así, por ejemplo, cuando un adolescente le reclama, con razón o sin ella, a sus padres "¡No es justo que no me dejes salir!", es porque en su sentir, que le corresponde el derecho de salir.” Una de las complejidades de la justicia es ¿quién decide lo que le corresponde a cada quién? “Por eso con frecuencia aparece asociada a las grandes religiones, también por ello se habla de una "justicia divina", en este contexto es Dios quien decide a quién le corresponde un premio y a quién un castigo. Ese lugar, en la práctica es el que ocupan los jueces. La impartición de justicia es complicada porque son muchos los instrumentos necesarios para llevar a cabo esta tarea, por un lado están las leyes y por otro el sistema judicial… Desde mi perspectiva las leyes contienen el valor de la justicia, sin embargo, en todo lo que sigue: la aplicación en el mundo de esa leyes, en ese trance es cuando se comienza a contaminar de intereses ajenos y cosas fortuitas, y es eso el origen de la quejas de la gente; si prestamos atención a los debates actuales sobre la justicia en México, no se refieren a la ley escrita, aunque haya salvedades como la Ley de Víctimas, pero es muy poco frecuente, nadie se queja de que en la Constitución se consagren derechos que nadie debería de tener. No, la queja de la gente es sobre cómo se imparte esa justicia escrita. Existe una serie de derechos inalienables: los derechos humanos; pero esos grandes principios se desglosan en cientos o miles de leyes en las cuales se filtran intereses ajenos, fallos en los juzgados, errores, y eso produce una gran decepción con respecto al valor de la justicia en la sociedad mexicana, porque no sólo hay que pensar que la justicia existe o se hace explícita en casos legales, también hay una cuestión de justicia social sobre la cual mucha gente piensa que debería tener acceso a otra calidad de vida, a otra una serie de derechos que se le están negando.” ¡Cómo se puede trabajar este valor en el aula, desde qué reflexión? “Un pensamiento para reflexionar sobre este valor, es el siguiente: El mundo del valor de la justicia, con sus tropiezos y errores, es una construcción cultural elaborada a lo largo de muchos siglos, siempre perfectible y sujeta a cambios históricos, culturales, etcétera. Pero es, en esencia, una aspiración al orden y a la organización para una vida plena en sociedad, donde cada quien recibe lo que le corresponde. Mientras que el horizonte de la injusticia es un mundo que deriva por completo al caos. Así las cosas, si no se quiere practicar el valor por principios morales o convicción se debe hacer por conveniencia: si propicias la injusticia, ese mundo de caos se te puede revertir. Debemos fomentar el valor de la justicia con la consciencia de que no podemos conquistar el ideal pleno de La Justicia, porque todas las sociedades necesitan ideas que las confronten, que las pongan en duda; pero sí debe ser el ideal al que debemos aspirar.”