Digamos No sin sentir culpa, Valores 2016

Es un asunto muy serio, digamos No sin sentir culpa, cuando es necesario negarse no hay razón para sentirnos mal respecto.

   

  • La campaña de Valores 2016 de eso trata de aprender a decir que No.

 

Digamos no sin sentir culpa, nos lo merecemos

En ¿Tú sabes decir que no?, Decíamos que en nuestra sociedad existe la trampa de la culpa para quienes nos atrevemos a decir que No. Por qué sentimos culpa cuando nos negamos a participar, a ceder, callar, en suma ¿por qué sentir culpa cuando se dice que No? Veamos, la culpa es un sentimiento de malestar o al menos desazón cuando transgredimos algo que de alguna manera consideramos como una norma, como algo que debe hacerse de una forma y sólo de esa. Entonces, si nos negamos a algo porque preferimos algo mejor para nosotros, ¿por qué sentir culpa? Si me niego a quedarme más tiempo en la fiesta porque debo trabajar al otro día, aunque sea una fiesta familiar no debiera sentirme mal, ¿cierto? Si de pronto, me siento incómoda en algún lugar y deseo irme, no hay por qué sentir culpa… ¿cuánto sufrimiento se habría evitado sólo diciendo que No?

Aprende a decir que No ¿Tienes el valor o te vale?

¿Tú qué opinas sobre decir No y la culpa? Únete a la plática sobre ésto y el valor del mes de febrero, la Responsabilidad en las redes sociales de Fundación Televisa en @fundtelevisa, facebook.com/fundaciontelevisa.tieneselvalor y facebook.com/FundacionTelevisa