La justicia para Platón y Aristóteles
La manera en que la Justicia se concibe es móvil, cambiante de cultura a cultura, incluso entre pensadores en las mismas condiciones. Conocer los diferentes conceptos contenidos en éste valor nos permite ampliar el horizonte de la inteligencia y comprender a mayor cabalidad al otro; porque hay ocasiones que aunque usemos las mismas palabras, hablamos de cosas diferentes. Así, la Ley del Talión es una de las formas más antiguas de la justicia y que poco se acerca a aquello de dar a cada quién lo merecido y necesitado, en vez establece la justicia como voluntad y poder, porque ¿quién, por sus medios, puede quitar el ojo de quien le ha quitado el propio por la fuerza? Los griegos y sus filósofos, como en otras cuestiones, establecen un precedente y cimiento a lo que hoy, en pleno siglo XXI, entendemos por justicia; aquellos son pioneros en oponerse a la primitiva justicia del Ojo por ojo. Los dos más grandes pensadores griegos, Platón y Aristóteles representan las dos caras o los dos caminos de esta filosofía, no es casualidad que Rafael Sanzio haya colocado a este par al centro de una de sus pinturas más famosas: La escuela de Atenas; campeando en medio de una multitud de pensadores clásicos conversan los dos. La obra más famosa de Platón, La República trata casi en exclusiva de éste valor, prueba de ello es su subtítulo “Sobre la justicia”. El libro se ocupa de la organización de un Estado de manera ideal y cómo debiera funcionar. Desde la perspectiva fundada por Platón, la de la realidad sería una especia de copia de la idea perfecta de República, aquella alojada en el mundo de las ideas, el Topos Uranos. Para Platón, Justicia es que cada cual haga lo suyo, que cada quién haga su trabajo; sustituye el verbo “dar” de la definiciones más populares por “hacer”, con lo que implica la posesión de lo que cada quién necesita para hacer su parte. Es pues para el fundador de la Academia, una virtud cultivable en los hombres. En el video de más abajo, encontrarás un análisis más detallado sobre el concepto de justicia contenido en la República, perfecto para trabajar en el aula o comenzar una charla con los niños, en familia. En el caso de Aristóteles, el discípulo más ilustre de Platón, sus ideas sobre la justicia se encuentran dispersas en varias de sus obras, por ejemplo en sus Retóricas y la Ética a Nicómaco; en general, la concibe en términos de igualdad proporcional, pero considera la existencia de tres tipos de Justicia: la justicia distributiva (una especie de derecho natural), la correctiva (las leyes positivas de los pueblos) y la reciprocidad.